Informes

Actualidad Macroeconómica.

Semanario Economico Nº136

La macroeconomía argentina se enfrenta principalmente a tres problemas: el cambiario, la caída del nivel de actividad (y del empleo) y el default de la deuda.


Semanario Económico Nº134

BCRA VS ECONOMÍA: LA PELEA POR LA TASA DE INTERÉS. La suba de 1 punto porcentual (de 27.5% a 28.5%) de la tasa de interés no alcanzaría para contener al dólar blue, ni a las expectativas negativas. Se necesitaría una suba de la tasa de interés en pesos mayor a las expectativas de devaluación y de inflación. Sin embargo, es muy probable que el Ministerio de economía presione para acotar la suba de tasa de interés.


Semanario Económico Nº133

LA DEMANDA DE DINERO ES LA CLAVE: La aceleración del proceso de deterioro macro era previo a que la sentencia de Griesa quedara firme. El default y la decisión de no negociar con NML y el proyecto de ley de cambio del domicilio de los bonos Nueva York "sólo" potencian dicha aceleración.


Semanario Económico Nº131

LAS RECIENTES MEDIDAS NO SIRVEN FRENAR LA CAÍDA DEL PBI: Mientras se siga aplicando la misma política fiscal y monetaria -y encima se la intensifique-, nuestra economía no retornará un sendero sustentable de crecimiento que permita acumular capital, aumentar la productividad y generar empleo genuino en el sector privado, aumentando la oferta agregada, que es el verdadero talón de Aquiles del modelo.

Semanario Económico Nº130

MEJOR QUE SEA DEFAULT BREVE Y NO DURADERO: Para los mercados internacionales de crédito, Argentina está en default. Podríamos enfrentarnos a un default breve o un default duradero. En el default duradero los activos financieros del país se desploman y la ACELERACIÓN de la deuda se dispara. Habría mayores expectativas de devaluación, caería más la demanda de dinero y por ende la inflación sería más elevada y la probabilidad de ocurrencia de un nuevo round de crisis cambiaria sería mayor.


Semanario Económico Nº129

EL PBI PODRÍA CAER MÁS DE 3% EN 2014; INDEPENDIENTEMENTE DEL AFFAIRE BUITRES: La economía argentina se encuentra inmersa en un círculo vicioso entre las políticas que se aplican, los desequilibrios macro, las expectativas negativas y el deterioro del nivel de actividad. Se aplica una política fiscal y monetaria desmedidamente expansiva que genera inconsistencias macroeconómicas y conduce a resultados opuestos a los buscados. El público potencia sus expectativas de devaluación e inflación. La demanda de dinero cae y el dólar paralelo se encarece. Como contrapartida, el consumo, la inversión y la demanda agregada se debilitan y cae el nivel de actividad.